Articles

La Jornada; Balean el comedor de migrantes en Huehuetoca

23 de julio de 2012

Huehuetoca, Méx., 22 de julio. Tres hombres armados dispararon en al menos cinco ocasiones contra las instalaciones del Comedor del Hermano Migrante San José –ubicado a unos 10 metros de las vías del tren en Huehuetoca–, el cual comenzó a dar servicio hace un mes, luego de que fue cerrada la Casa del Migrante en Tultitlán, y como una opción para ayudar a los centroamericanos que transitan por las vías.

Niega ayuda la presidencia municipal

Balean el comedor de migrantes en Huehuetoca

Javier Salinas Cesáreo

Corresponsal

Periódico La Jornada

Lunes 23 de julio de 2012, p. 38

Huehuetoca, Méx., 22 de julio. Tres hombres armados dispararon en al menos cinco ocasiones contra las instalaciones del Comedor del Hermano Migrante San José –ubicado a unos 10 metros de las vías del tren en Huehuetoca–, el cual comenzó a dar servicio hace un mes, luego de que fue cerrada la Casa del Migrante en Tultitlán, y como una opción para ayudar a los centroamericanos que transitan por las vías.

La madrugada del sábado, indocumentados hondureños que hacen escala y abordan el tren en Huehuetoca, por ser paso del ferrocarril que se dirige al norte del país, fueron perseguidos por tres sujetos armados, quienes a decir de los propios migrantes los pretendían secuestrar.

Los centroamericanos lograron huir de los hombres armados corriendo por las vías del tren y por las calles de las colonias aledañas, como Barrio San José. Aseguran que mientras buscaban un refugio la policía municipal escuchó los disparos y se percató de la persecución, pero no hizo nada por intervenir.

Irineo Mújica Arzate, encargado del comedor del Hermano Migrante San José, señaló que luego de la persecución, que ocurrió durante la madrugada del sábado, la fachada del inmueble fue objeto de una agresión de, al parecer, los mismos sujetos armados.

Agregó que durante la balacera ninguno de los voluntarios que brindan atención en el comedor salió; fue en la mañana cuando se percataron de que la fachada recibió al menos cinco disparos, calibre 9 milímetros, los cuales dieron en la manta de la entrada.

"Por aquí pasan diariamente los migrantes; damos de comer hasta a 200 hermanos de Centroamérica. La necesidad es mucha y más porque el albergue de Lechería fue cerrado. Tuvimos que rentar un espacio para dar esta ayuda", dijo.

Mújica Arzate, integrante del Movimiento Migrante Mesoamericano, señaló que junto con integrantes de otras organizaciones dieron parte de los hechos a las autoridades municipales.

"Tomaron fotos de las balas y de la fachada y nos dijeron que iban a estar dando sus rondines para garantizar la seguridad del inmueble", dijo, e hizo un llamado a las autoridades federales y estatales: "Queremos ayuda para poner carpas y que los migrantes puedan comer, bañarse, dormir y pasar un rato aquí antes de seguir su camino. Hemos pedido ayuda al presidente municipal de Huehuetoca, pero se ha negado a recibirnos", concluyó.