La vida de las personas y de los pueblos no importan al régimen actual: Dr. Concha Malo 31 de agosto de 2015

, popularidad : 4%

Al participar en la presentación del informe “Defender los derechos humanos en México: La represión política, una práctica generalizada”, Concha Malo habló sobre el panorama que viven las y los defensores, así como la sociedad mexicana, con un gobierno que no hace nada por detener las violaciones a los DD.HH.

(29 de agosto, 2015. Revolución TRESPUNTOCERO).- La labor de las y los defensores de derechos humanos ha sido calificada como una pieza importante en la construcción de un país que busque ser considerado verdaderamente democrático. Sin embargo, en México el trabajo de las personas defensoras de derechos humanos enfrenta un contexto grave, en donde son perseguidos y atacados por la función que desempeñan.

En tal sentido, el Dr. Miguel Concha Malo, director del Centro de Derechos Humanos Fray Francisco de Vitoria (CDHFFV) consideró que las y los defensores de derechos humanos colaboran constantemente en la transformación del país. Además, dijo, la labor de los defensores siempre debe estar cerca de los movimientos sociales.

Al participar en la presentación del informe “Defender los derechos humanos en México: La represión política, una práctica generalizada”, Concha Malo habló sobre el panorama que viven las y los defensores, así como la sociedad mexicana, con un gobierno que no hace nada por detener las violaciones a los DD.HH.

El Dr. Malo manifestó su preocupación por el contexto que atraviesa la nación, pues, dijo, coincide con lo expresado en el informe en donde se afirma que hoy en día se utiliza el terror como una práctica para inhibir la participación ciudadana.

“Nuestra labor de defensa de los DDHH siempre estará cerca de los movimientos sociales, porque no podemos concebir la defensa de los DDHH sin ellos. Esto nos une al Comité Cerezo, ACUDDEH, a la Campaña Nacional contra la Desaparición Forzada y muchas otras organizaciones hermanas que trabajamos de manera constante en la construcción de estrategias para revertir la violencia que nos imponen desde arriba (…) Coincido en que el contexto en el cuál se dan estas violaciones a los DDHH, que además sostiene (el informe), son generalizadas, se caracterizan por usar el terror contra la organización y la protesta social, y que gradualmente lo van perfeccionando”, dijo.

Concha Malo manifestó que lo expuesto en el informe elaborado por el Comité Cerezo México, Acción Urgente para Defensores de Derechos Humanos (ACUDDEH) y la Campaña Nacional contra la Desaparición Forzada proporciona los datos que dan cuenta de un uso generalizado de la represión y el acoso.

“En el informe hay los suficientes elementos para denunciar que la represión, el acoso y el uso del terror es una práctica, desgraciadamente, generalizada en México. Estos actos de violaciones a los DD.HH. se observa que se dan en la gran mayoría de los estados del país. Guerrero y el DF se colocan como las entidades con el mayor número de violaciones a DD.HH. En este punto agregaría que si pudiéramos aventurarnos a reflexionar algo más, debiéramos seguir pensando en estos casos en donde el Estado usa la represión para limitar o anular grupos de la disidencia tal como pasó en la guerra sucia.

“No hay manera de soslayar hoy en México, que muchos de estos casos de violaciones son perpetrados por agentes del Estado y quienes son objetos de ellos son personas o grupos que históricamente han estado en contra de la violencia estatal, confrontando a los malos gobiernos y denunciando las graves violaciones a los DD.HH.”, manifestó.

En tal sentido, añadió que en este contexto de violaciones, no se debe perder de vista la inacción de las autoridades, misma que produce un círculo de impunidad, que además, alienta las violaciones a los DD.HH.

“Otro aspecto a resaltar es la poca o nula respuesta del sistema de justicia para detener estos ataques a las y los defensores de DDHH. Existe pues una impunidad reinante, es evidente que las instituciones se quedan cortas para hacer efectivos el acceso a la justicia, los derechos de las víctimas y reparar los daños. Parecía que estamos condenados a padecer esta impunidad y corrupción que se ha instalado como un cáncer en las instituciones”, subrayó.

De igual forma habló sobre la cuestión de la militarización en el país, fenómeno que a decir de diversos expertos potencializó la violación de los DD.HH en México. Concha Malo hizo mención de lo expresado en el informe sobre el tema, en donde se advierte del peligro no sólo del uso de las fuerzas castrenses para labores en las calles sino sobre la posición de mandos militares en cargos civiles.

“El informe no duda en sostener que la profundización de las políticas neoliberales y una política que permite actuar a grupos criminales en contra de la población se suman a otros mecanismos, que tienen que ver con la preocupante militarización institucional, y la militarización de la vida social. Esto implica, a decir del informe, que haya una amplia presencia de las fuerzas armadas en el territorio nacional, pero también que existan funcionarios militares en puestos civiles, relacionados, por ejemplo, en temas de SSP. Más grave es que los militares mismos se erigen de un sólo tajo en policías, procuradores, jueces y ejecutores de sentencias. Y vale decir que llegan a privar de la vida a personas.

“Todo esto se configura como una andanada de acciones de las fuerzas armadas que atentan contra el más elemental Estado de derecho. Con el informe volvemos a confirmar, que contrario a lo que dicen las autoridades sobre su desempeño en la garantía de los derechos de las personas, los que rige la constitución y los tratados internacionales, todo eso queda en segundo plano”, señaló.

En lo referente a esto último, enfatizó que para el gobierno actual el respeto a los derechos está en segundo plano y prueba de ello son los números de violaciones presentados en el informe que comprenden de junio de 2014 a mayo de 2015.

“La vida de las personas y de los pueblos para el actual régimen está en segundo lugar, no importa y no está en el centro de sus agendas. Los casos que se dan cuenta en el informe reflejan lo generalizado en la represión que maquina el Estado. Basta revisar los número que proporcionan para convencernos que hay un Estado contrario a los derechos de las personas y pueblos. Sólo en este informe la sumatoria de actos violatorios alcanza los 860.

“En un año se identifican incrementos alarmantes en el uso de estrategias de control social, represión política, y contrainsurgente por parte del Estado mexicano en contra de las y los defensores. Es increíble que en el siglo que estamos corra riesgo lo que en el derecho internacional de los DD.HH. se ha establecido, ya desde hace más de seis décadas, como derechos que deben ser protegidos y es inaceptable que se originen violaciones a esos derechos fundamentales”, manifestó.

A esto, al Dr. Concha Malo sentenció: “las detenciones arbitrarias, los hostigamientos, las agresiones, las amenazas y la prisión por motivos políticos se han constituido como medios por los cuales el Estado implanta el terror. Hoy sigue más que vigente la teoría del enemigo interno y el enemigo es toda aquella persona o grupo que se organiza y comprende que su lucha se relaciona con denunciar el abuso del poder y ayudar en la protección y defensa de quienes actúan para defender a quienes se oponen a un ejercicio arbitrario del poder”.

Las violaciones están dentro de una lógica criminal

Fernando Ríos, secretario ejecutivo de la Red Nacional de Organismos Civiles de Derechos Humanos “Todos los Derechos Para Todas y Todos” (RED TDT), el actual contexto, en donde se vislumbran las violaciones a los DD.HH. de defensores, se ha caracterizado por una serie de contradicciones por parte del gobierno.

Al respecto mencionó que mientras se habla de una disminución de la violencia se presentan casos como Tlatlaya. Además que cuando el gobierno presume protección a las libertades, impone más mecanismos de control.

“Se habla de progreso cuando hay más inequidad. Estamos en uno de los momentos más fuertes de desigualdad que hay en el país. Estamos igual que hace 20 años, dice Coneval. Se habla de desarrollo cuando lo que hay es el despojo que se realiza con la explotación de los recursos naturales. Hay cientos de estos casos en el país. Hablamos de libertad cuando se instalan más mecanismo de control social, autoritarios. Hablamos de democracia cuando los niveles de impunidad, corrupción, cooptación van a la alza. (Hablamos de) disminución de la violencia cuando hay más genocidios. Resulta que ahora solamente hubo 19 mil asesinatos durante el 2014, pero resulta que cada vez es más grave lo que vemos, de una manera más cínica lo que van respondiendo los agentes del Estado ante esta situación como Tlatlaya, Ayotzinapa, Tanhuato, Apatzingán, etcétera”, manifestó.

Por otro lado, Ríos indicó que con el informe presentado sobre las agresiones a los defensores, se demuestra una realidad que va en contra del discurso oficial por lo que: “este informe nos sirve mucho porque desmantela una apariencia de los DD.HH. Pareciera que en este país, y así lo creen muchas naciones, que este país es democrático”.

Además, puntualizó que todas las violaciones a los defensores de DD.HH se insertan en una lógica criminal por parte del Estado que busca como objetivo final inhibir la participación y desarticular cualquier intento de organización.

“El objetivo planeado es desorganizar, desmovilizar y/o aniquilar personas u organizaciones completas. Además de ser sistemática es planeada, está dentro de una lógica criminal, que tiene muchos antecedentes nacionales e internacionales y que lo ves en una práctica y que está bien identificada”, señaló.

Ver en línea : La vida de las personas y de los pueblos no importan al régimen actual: Dr. Concha Malo

Navegar por las

AgendaTous les événements

noviembre de 2017 :

Nada para este mes

octubre de 2017 | diciembre de 2017